Qué ver en Vancouver

Situada en la costa pacífica de Canadá, Vancouver es una de las ciudades más grandes del país. Cuenta con un privilegiado enclave a orillas del océano y con una impresionante cadena montañosa a sus espaldas que la convierten en un lugar encantador.

Por otro lado Vancouver se ha convertido con el tiempo y gracias su importante desarrollo económico en una de las ciudades más prometedoras del mundo. Belleza, encanto y modernidad se unen para formar una ciudad realmente agradable y llena de vida que te enamorará.

1

Chinatown

Chinatown

El barrio de Chinatown en Vancouver es uno de los barrios chinos más grandes de Norteamérica el cual lleva siendo habitado por ciudadanos procedentes de China desde el año 1885.

Podemos encontrar el barrio de Chinatown en la parte noreste del centro y es uno de los lugares más entretenidos y acogedores para pasear al igual que si nos encontráramos en la auténtica China milenaria del continente asiático.

Uno de los rincones que no podemos dejar de visitar es el Parque y jardines clásicos chinos del Dr. Yat-Sen. Es conocido por ser el primer jardín chino del mundo construido fuera de China y se realizó con motivo de la Expo 86 de Vancouver. Recibe el nombre de Dr. Yat Sen en honor a una de las figuras más importantes del país, Sun Yat-Set considerado el responsable de establecer los lazos que unirían la cultura china y occidental.

La forma en la que se distribuye el parque sigue los fundamentos del Feng Shui en la constante búsqueda de la armonía de los elementos y el bienestar. Visitarlos en su totalidad requiere el pago de una entrada cuyo coste es de 9 dólares.

Otro de los lugares interesantes que encontraremos en Chinatown son el Museo y los Archivos del Centro Cultural Chino en el cual podremos aprender un poco más acerca de la historia de la llegada de inmigrantes chinos a Canadá o sorprendernos con el edificio Sam Kee el cual ostenta el récord Guiness de ser el edificio de oficinas más estrecho del mundo ya que en una de sus zonas más estrechas mide únicamente 1.5 metros de ancho.

2

Gastown

Gastown

Gastown es uno de los lugares más populares entre los turistas que visitan Vancouver. Y es que además de ser una de las zonas más concurridas con todo tipo de restaurantes, bares y tiendas, Gastown esconde numerosas sorpresas que merece la pena descubrir. El calificativo de Gastown se le debe a Jack Deighton, quien se dedicaba a regentar varios bares, conocido popularmente con el sobrenombre de Gassy. A su llegada a lo que hoy conocemos como Gastown no había nada más que tierra, sin embargo decidió que era el lugar ideal para abrir uno de sus bares. A partir de ahí comenzó a gestarse el crecimiento y desarrollo del que hoy día es uno de los barrios más animados e importantes de Vancouver.

Encontraremos Gastown en la parte noreste del centro de Vancouver, al norte de Chinatown. Solo basta un paseo para comenzar a disfrutar de todo lo que tiene que ofrecernos. Una de sus principales atracciones es el Steam clock, o Reloj de Vapor, único en el mundo, el cual silba y suelta vapor cada quince minutos al igual que si se tratase de los míticos trenes de vapor.

Cómo no podía ser menos caminando por las calles de Gastown encontraremos una escultura en honor al creador del barrio, Gassy Jack Deighton en la plaza Maple Tree Square.

No menos interesante resulta la visita al Museo del Centenario de la Policía de Vancouver donde podremos hacer un recorrido por la parte más oscura de la ciudad a través de los crímenes ocurrido en la ciudad canadiense. El precio de la entrada es de 9 dólares.

3

Capilano Suspension Bridge

Capilano Suspension Bridge

El puente colgante de Capilano, se encuentra en la parte norte de Vancouver ya demás de ser uno de los lugares más emocionantes es también uno de los rincones más antiguos de la ciudad. El puente colgante es una atracción no apta para aquellos que sufran de vértigo ya que a sus 137 metros de longitud debemos de sumar que se encuentra a 70 metros en suspensión sobre el Río Capilano.

Si bien el puente que encontraremos ahora no es el puente original, lo cierto es que desde hace algo más de dos siglos siempre ha existido un puente en este lugar. A pesar de que el enorme puente colgante que encontraremos es seguro y cuenta con barandas para garantizar la integridad de sus osados visitantes, lo cierto es que esto no evitará un suave balanceo que te hará subir la adrenalina.

En las inmediaciones del puente encontraremos además un divertido parque en el que encontraremos los tótems originales de los indios originarios que habitaron la zona. Para conocer un poco más acerca de estos especiales monumentos podremos visitar el Centro Cultural de los indios First Nations donde aprenderemos la forma en la que los tallaban y adornaban. Toda una aventura que disfrutarán tanto mayores como pequeños.

4

Isla Granville

Isla Granville

La isla Granville se encuentra atravesando la ciudad desde el centro, concretamente desde False Creek y a pesar de que durante mucho tiempo tan solo era conocida por ser una barrio industrial, lo cierto es que a poco a poco se ha ganado la fama de ser una de las zonas más animadas y entretenidas de Vancouver.

La isla de Granville ofrece toda una amplia variedad de actividades y lugares que visitar comenzando por el famoso Mercado de Granville en Johnston Street. Es uno de los rincones más pintorescos de Granville donde podremos disfrutar de músicos callejeros y excelente comida de la zona, así como diversos puestos de artesanía.

La Fábrica de cerveza de Granville Island es otra de las atracciones que te harán pasar un buen rato. Se trata de la fábrica de cerveza más antigua de Canadá y en la sala de barriles podrás degustar algunas de las especialidades de cerveza canadiense.

Otro de los lugares emblemáticos de Granville es el Museo de Christian Dior situado en la casa de la familia, y el casco antiguo en el cual podremos admirar las murallas y las casas típicas de la zona.

Sin duda la Isla de Granville es un lugar imprescindible y un lugar ideal para los espíritus bohemios.

5

Parque Stanley

Parque Stanley

El Parque Stanley es un rincón de obligada visita para los viajeros que llegan a Vancouver. Además de ofrecer fabulosas vistas sobre el Downtown de la ciudad, el Parque Stanley es un lugar fantástico para disfrutar del aire libre dando un agradable paseo a pie o en bicicleta.

Además de ser el parque más antiguo de Vancouver, es un lugar con un marcado carácter histórico y uno de los lugares que más orgullo produce a los canadienses. No es para menos teniendo en cuenta el privilegiado enclave en el que se encuentra rodeado de pequeñas playas y frondosos jardines salpicados de tótems y rosales.

No hay que perderse el árbol hueco con más de 800 años de antigüedad, así como la visita a los curiosos habitantes que se encuentran en la zona como los mapaches, mofetas, castores o águilas.

El Parque Stanley ofrece además una piscina al aire libre un minigolf y lugares acogedores para disfrutar de un picnic en familia o una agradable lectura. El lugar perfecto para relajarse y alejarse del bullicio de la ciudad.

6

Grouse Mountain

Grouse Mountain

Grouse Mountain es una de las montañas más famosas que custodia la ciudad de Vancouver sin embargo es la única de las más cercanas a la ciudad que no permite ascender a la cima. Para poder evitar este problema se decidió crear un pequeño transporte que se asemeja a la forma de un autobús, y que nos permitirá llegar hasta la parte más alta por 24 dólares. Se trata del “SkyRide”.

Si ya de por si el trayecto resulta de los más fascinante, la llegada a la cima nos regalará uno de las mejores vistas sobre la ciudad. Además, podremos disfrutar de un delicioso chocolate caliente en la cabaña que corona la montaña, visitar a los osos grizzly o disfrutar de un espectáculo de aves.

Con la llegada del invierno, Grouse Mountain se convierte en uno de los lugares favoritos para disfrutar de los deportes de invierno como el snowboard o el esquí. Un fabuloso lugar que no puedes perderte.

7

Acuario de Vancouver

Acuario de Vancouver

El Acuario de Vancouver, en el Parque Stanley es uno de los lugares favoritos para grandes y pequeños. Y es que desde que abrió sus puertas en el año 1956, no ha dejado de crecer ni de atraer a cada vez más visitantes.

Un total de 9.000 metros cuadrados albergan en su interior especies acuáticas venidas de todas las partes del mundo tales como peces payaso, tiburones, peces venidos del Amazonas e incluso ballenas blancas a las cuales podremos darles de comer y saber en qué consisten las sesiones de entrenamiento.

Sin embargo el Acuario de Vancouver ofrece muchas más experiencias a cual de ellas más divertida como la recreación de un espacio amazónico en el que cada cierto tiempo se desatan tormentas tropicales con lluvia, relámpagos y truenos.

El precio de la entrada es de 21 dólares.



Vancouver es una de las ciudades más encantadoras de Canadá en la que diferentes entornos se dan en un mismo lugar. Playa, montaña y la vida más animada del centro de la ciudad hacen de Vancouver un destino imprescindible que no puedes perderte.

Sabías qué...

El nombre de la ciudad proviene del capitán de origen británico George Vancouver quién exploró alrededor del año 1790.

¿Te ha sido de utilidad?
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (232 votos, promedio: 4,08 de 5)
Cargando…