Pueblos con encanto en Galicia

Situada al noroeste de la península, Galicia es uno de los rincones donde es posible encontrar mayor diversidad de entornos y paisajes, así como lugares recónditos de especial belleza. Además de parajes naturales llenos de vida, playas insólitas y ciudades llenas de historia y cultura, Galicia cuenta con pequeños pueblos en los cuáles el tiempo parece detenerse para regalar al viajero una estampa única donde es posible dejarse llevar por la auténtica tradición gallega.

1

Mondoñedo (Lugo)

Mondoñedo (Lugo)

En la provincia de Lugo se encuentra la pequeña localidad de Mondoñedo, que cuenta con un interesante legado cultural del que cabe destacar su catedral del siglo XIII así como el santuario o el casco viejo, de ahí que hayas ido declarada como Conjunto Histórico Artístico. Llama especialmente la atención la forma de los tejados de sus casas fabricados en losa y con una terminación en pico de piedra cuyo objetivo era ejercer como protección contra el viento.

2

Tui (Pontevedra)

Tui (Pontevedra)

En Pontevedra se encuentra la pintoresca localidad de Tui, a orillas del rio Miño y muy cercana a la frontera con Portugal. Cuenta con una de las catedrales más importantes de toda la provincia. El casco antiguo, salpicado de mesones y tabernas conserva el sabor de la tradición, y un paseo por las callejuelas que rodean la zona es una auténtica delicia para los sentidos.

3

O Cebreriro (Lugo)

O Cebreriro (Lugo)

En Lugo se encuentra O Cebreiro, un pequeño rincón de gran importancia al haberse convertido en el primer pueblo de Galicia del Camino de Santiago francés. Aquí, el visitante podrá visitar sus famosas y tradicionales pallozas, una serie de viviendas construidas en piedra y con techo de paja, cuyo origen se remonta a la civilización celta.

4

Combarro (Pontevedra)

Combarro (Pontevedra)

En la provincia de Pontevedra se encuentra uno de los pueblos marineros más pintorescos de Galicia, Combarro.Uno de sus principales atractivos es el conjunto de hórreos, una de las construcciones rurales más tradicionales de la región que se sitúan alrededor de las orillas de la ría. Los cruceiros son otras de las construcciones que pueblan Combarro y que son muy populares en otros lugares como Irlanda. Un lugar ideal para disfrutar de la Galicia más auténtica y mejor conservada.

5

San Vicente de Vilamor (Lugo)

San Vicente de Vilamor (Lugo)

San Vicente de Vilamor en Lugo, es un tradicional pueblo que parece haberse quedado anclado en el pasado.Tntos uss calles como sus casas están hechos de piedra, lo cual le ofrece un aire rústico a la vez que romántico que invita a perderse por cada uno de sus rincones. Un auténtico tesoro de la geografía gallega.

6

Allariz (Orense)

Allariz (Orense)

En la provincia de Orense encontramos la localidad de Allariz, la cual alberga uno de los conjuntos históricos de mayor valor en Galicia. A orillas del río Arnoya, el visitante podrá disfrutar de un auténtico museo al aire libre en el que podrá observar restos de murallas, iglesias del románico e incluso un barrio judío entre otras muchas joyas históricas.

7

Ribadavia (Orense)

Ribadavia (Orense)

En Orense se encuentra la pintoresca localidad de Ribadavia, un rincón muy peculiar ubicado en un entorno natrural envidable, en el cual es posible encontrar una judería, testimonio de la existencia del pueblo hebreo en este lugar, así como su marcado pasado medieval presente en cada calle, y en cada rincón.

8

Cambados (Pontevedra)

Cambados (Pontevedra)

Esculpido en granito encontramos el bonito pueblo de Cambados, en la provincia de Pontevedra. Cambados conserva un aire noble y señorial, en parte gracias a su fabuloso patrimonio arquitectónico, del cual cabe destacar sus calles nobles y pazos señoriales. Cambados complementa su oferta culutral con otro tipo de actividades como senderismo, turismo naútico, o la participación en la Ruta del Vino de las Rias Baixas. 

9

Baiona (Pontevedra)

Baiona (Pontevedra)

Baiona, en la provincia de Pontevedra, cuenta con un importante patrimonio tanto natural como cultural. Cueta con un tal de 4 kilómetros de playas en las que disfrutar de un ambiente relajado. Por otro lado el caso antiguo, declarado “Conjunto de Interés Histórico Artístico” lo convierten en un destino ideal para disfrutar de múltiples actividades.



Galicia es una tierra de contrastes, de historia y de magia. Cuenta con un fuerte arraigo a las tradiciones de sus antiguos pobladores, el pueblo celta, prueba de ellos son las numerosas manifestaciones y costumbres que perviven hoy día en cada uno de sus rincones. Y es que Galicia es el lugar ideal tanto para los que buscan paisajes naturales únicos y costas de gran belleza, como para aquellos qeu buscan descubrir tod el arte y el patrimonio cultural que aún perdura en sus ciudades y pueblos.

Sabías qué...

El primer pueblo celta que habitó en las tierras de Galicia eran conocidos como “Brigantes”. Procedían de Irlanda y de ellos se dice que construyeron la actual Torre de Hércules con la intención de poder ver, desde su parte más alta, las costas irlandesas.