7 curiosidades acerca de la Estatua de la Libertad

Cuando pensamos en Nueva York, inconscientemente la gran mayoría de las veces acude a nuestra mente la imagen del que probablemente sea su símbolo más emblemático, la Estatua de la Libertad. Declarada Patrimonio de la Humanidad, fue creada bajo el nombre de “La Libertad iluminando el Mundo”.

La Estatua de la Libertad, se sitúa en una pequeña isla de Nueva York desde la cual recibe a los visitantes quienes con un poco de suerte podrán disfrutar de fantásticas vistas de la ciudad desde su corona de siete puntas, las cuales representan los siete continentes del mundo.

Hoy te contaremos 7 curiosidades de la Estatua de la Libertad que seguramente no conocías.

1

Un regalo llegado de Francia

Un regalo llegado de Francia

A pesar de ser uno de los símbolos Más célebres de Norteamérica, lo cierto es que la procedencia de la Estatua de la Libertad es europea. De hecho es un regalo que Francia hizo el 4 de julio del año 1884, con motivo de la alianza establecida entre ambas naciones durante la época en la que tuvo lugar la Revolución Norteamericana. La idea fue propuesta por Edouard de Laboulaye, un importante historiador francés que ejerció como senador en la Tercera República francesa.

Los aliados franceses se mostraron reacios ante esta idea, sin embargo el escultor Frederic-Auguste Bartholdi viajó hasta la nación norteamericana para proponer el proyecto. Fue necesario llevar a cabo la creación de una unión Franco-americana para reunir los fondos necesarios para su construcción. Un total de un millón de francos (alrededor de 200.000 dólares) fue la cantidad que el pueblo francés donó para su construcción. Norteamérica contribuyó con 250.000 dólares para construir el pedestal.

Finalmente fue inaugurada el 28 de octubre del año 1886 y el 15 de octubre de 1924 fue declarada Monumento Nacional. Desde el año 1984, la Estatua de la Libertad pasó a formar parte del Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

2

La Estatua de la Libertad en cifras

La Estatua de la Libertad en cifras

La Estatua de la Libertad es grandiosa en todos los aspectos, desde su forma arquitectónica pasando por su importancia histórica, sus cifras no dejan lugar a dudas respecto de su imponencia:

  • Pesa 225 toneladas
  • Mide 93 metros desde la base del pedestal
  • Sólo la estatua, mide 46 metros
  • Las sandalias miden 7 metros
  • Su corona está formada por 25 ventanas
  • Es necesario subir 377 escalones para llegar hasta el mirador de la corona
  • Fue necesario trasladarla desde Francia a Estados Unidos en 300 piezas que se ensamblaron una por una a su llegada
  • Fueron necesarios 4 meses para armar todas las piezas de la Estatua de la Libertad
  • La antorcha está cubierta por láminas de oro de 24 quilates
  • Está revestida con 300 paneles de cobre
3

La orientación de la estatua

La elección de la forma en la que la Estatua de la Libertad debía de colocarse no fue al azar. La Estatua de la Libertad se encuentra orientada mirando hacia el Este de forma intencionada.

La razón es que ésta es la orientación hacia la cual se encontraría Europa respecto de Norteamérica, por lo que tiene un simbolismo muy especial, el cual refleja los estrechos lazos de unión entre ambos continentes.

Por otro lado, decidió construirse en la pequeña isla conocida hoy día como Liberty Island, a pesar de que uno de los emplazamientos que se barajaba en un principio era Central Park, debido a que de éste modo, la Estatua de la Libertad sería lo primero que verían los inmigrantes al llegar al Nuevo Mundo, trasladándoles un mensaje de cercanía y liberación.

4

Su función como faro

Su función como faro

La idea original del creador del monumento, Bartholdi, era que la Estatua de la Libertad tuviera la función de faro. De hecho ejerció como tal desde su inauguración en el año 1886, sin embargo el emplazamiento que ocupa no era el lugar adecuado para que resultara lo suficientemente visible para los barcos tras la caída del sol.

Además la poca luz que conseguía emitir por aquel entonces hizo que, finalmente, en el año 1902 dejará ésta función para convertirse sólo en escultura.

5

Una estatua con mucho simbolismo

Una estatua con mucho simbolismo

La Estatua de la Libertad es mucho más que una gran y majestuosa escultura y es que cada uno de sus detalles tiene un simbolismo muy especial.

Los siete picos de su corona, representan los 7 continentes y los 7 océanos. El 7 es un número con un significado mágico el cual guarda relación con la corona de 7 picos de la diosa romana Libertas. Las 25 ventanas de la estatua representan las piedras preciosas que hay en la Tierra.

Las tablillas que la estatua sostiene en su mano izquierda tiene grabada la fecha de la firma de la Declaración de Independencia de los Estados Unidos, escrita en números romanos: JULY IV MDCCLXXVI.

La antorcha que la Estatua de la Libertad levanta al cielo con su mano derecha representa la luz del mundo que prevalece sobre las tinieblas, la libertad de los perseguidos.

Hay un detalle muy importante que sin embargo pasa desapercibido para los visitantes: los pies de la estatua, en los cuáles pueden apreciarse cadenas rotas. Éstas simbolizan la libertad de los Estados Unidos, el fin del cautiverio.

6

Su color original

Su color original

El color original de la Estatua de la Libertad, no es el que conocemos hoy día. Su revestimiento está hecho de láminas de cobre, por lo que cuando fue construida su color original era marrón con tonos rojizos.

La razón por la cual hoy día la Estatua de la Libertad es de color azulado verdoso es a consecuencia de la caída de lluvia ácida, la lluvia que se mezcla con la polución atmosférica. En contacto con esta lluvia se produce un fenómeno conocido con el nombre de patinación el cual hace que el recubrimiento se oxide y adquiera por tanto el color con el que la conocemos hoy día.

7

La Estatua de la Libertad se inclina

La Estatua de la Libertad se inclina

Durante los días de tormenta en la ciudad de Nueva York, ocurre un fenómeno que pocos aprecian, pero que resulta muy significativo. La Estatua de la Libertad se inclina hasta 8 centímetros, como consecuencia de las fuertes ráfagas de viento. Sin embargo es la parte más alta de la estatua, la antorcha, la que sufre una mayor inclinación, llegando hasta los 12 centímetros.



La majestuosa Estatua de la Libertad es mucho más que un símbolo americano, es el reflejo del fin de una época, la libertad, la luz y el orgullo de Norteamérica para todas las generaciones existentes y venideras.

Sabías qué...

En la construcción de la Estatua de la Libertad, colaboró Gustav Eiffel conocido por ser el creador de la Torre Eiffel.