Cómo elegir un seguro de viaje

La contratación de un seguro de viaje es una de las principales garantías de las que todo viajero tiene la oportunidad de beneficiarse en el caso de que surjan imprevistos. Enfermedades, accidentes, robos… son solo algunas de las desagradables situaciones que pueden sorprendernos durante el trayecto y a lo largo de los días que dure el viaje. Un seguro de viaje puede ser la solución a estas situaciones, de ahí la importancia de tomarlo en consideración a la hora de hacer la planificación previa al viaje.

Siguiendo los pasos adecuados, conseguiremos obtener un seguro de viaje completo que nos cubrirá durante todo el desplazamiento y la estancia posterior, de modo que podamos disfrutar con tranquilidad y, lo más importante, sin correr riesgos innecesarios.

Si es la primera vez que lo haces, a continuación te ayudaremos dandote unos útiles consejos para elegir un seguro de viaje.

1

Elección de la compañía de seguros

Elección de la compañía de seguros

El primer paso a la hora de contratar un seguro de viaje es elegir la compañía con la que queremos hacerlo. Hoy día es posible encontrar múltiples compañías de seguros que ofrecen este servicio a los viajeros, sin embargo conviene conocer las condiciones que cada una de ellas ofrece para saber cual se ajusta a nuestras necesidades. 

Un comparador de seguros puede ser una buena herramienta para conocer en pocos segundos la amplia oferta disponible de forma actualizada, así como precios y principales coberturas.

2

Decidir las coberturas

Decidir las coberturas

El punto esencial a la hora de contratar un seguro de viaje consiste en decidir el número así como el tipo de coberturas que deseamos incluir en el mismo. En función del tipo de viaje podremos decantarnos entre unas coberturas u otras. Así, en el caso de viajar a un destino exótico conviene elegir coberturas para enfermedades, si por el contrario viajamos a una gran ciudad, una cobertura para robos puede llegar a ser muy útil.

Otro tipo de cobertura a tener en cuenta es la relacionada con los medios de transporte utilizados. De este modo quedaremos cubiertos ante imprevistos que tengan que ver con posibles retrasos o pérdidas de equipaje.

3

Coberturas excluídas

Coberturas excluídas

Tan importante es saber las coberturas que queremos contratar, como conocer aquellas coberturas excluidas del seguro de viaje. La mayoría de seguros de viaje no se harán cargo, por ejemplo, de accidentes que tengan que ver con la práctica de deportes de riesgo o, en el caso de pérdida del equipaje, si ésta se ha debido a un despiste por parte del viajero. Tampoco se ofrece cobertura en el caso de que el cliente ya sufra una enfermedad previa a la contratación del seguro.

En definitiva y por norma general,  hay que tener en cuenta que un seguro de viaje tiene como objetivo la cobertura en caso de situaciones de emergencia que han sucedido por causa ajena al viajero.

4

Leer la letra pequeña

Leer la letra pequeña

Cómo en toda negociación que se precie, nunca hay que dar por finalizada una contratación sin antes haber leído la conocida y en ocasiones olvidada letra pequeña. Las compañías, aprovechan este apartado para incluir ciertas cláusulas que el cliente puede desconocer, y que pueden llevar a confusión. 

Para contar con la plena certeza de que el seguro de viaje se ajusta a las necesidades del viajero, y evitar así cualquier tipo de duda o malentendido que pueda surgir en el caso de tener que utilizarlo, lo más conveniente es aclarar todos los puntos existentes de forma previa a su firma y confirmación.

5

Guardar toda la documentación

Guardar toda la documentación

Una vez que ha finalizado la contratación del seguro de viaje, es muy importante guardar junto con toda la documentación relativa al viaje, el contrato, así como el número de teléfono de la compañía aseguradora. De esta forma, ahorraremos tiempo en el caso de tener que recurrir a él. 

Guardar una copia del pasaporte, y reenviar toda la documentación referente al seguro a una dirección de correo electrónico, puede ser una buena forma de contar con una segunda copia, que, en caso de pérdida o robo, será de gran ayuda.



Contar con un seguro de viaje completo, es sinónimo de tranquilidad. El elevado coste de no contar con este tipo de garantías, en el caso de que surja cualquier imprevisto a cientos o miles de kilómetros, puede llegar a convertirse en un gran problema que el seguro de viaje solucionará en pocos pasos. Porque no hay nada mejor que viajar con la plena tranquilidad de contar con el respaldo de una compañía aseguradora, no olvides incluir un seguro de viaje, y disfruta sin riesgos.

¿Te ha sido de utilidad?
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (253 votos, promedio: 4,05 de 5)
Cargando…